jueves, 7 de abril de 2011

Receta: Croquetas de jamón ibérico

Hola chicos y chicas! :)

¿Os apetece una tapita de croquetas de jamón ibérico? Pues aquí tenéis la receta. Es fácil, muy rica e ideal para picar cuando tengáis invitados en casa.


Ingredientes:
- 100g de jamón ibérico
- 1/4 de cebolla
- 3 o 4 cucharadas soperas de harina
- 400-500 ml de leche 
- Nuez moscada
- Sal
- Aceite de oliva
- 1 huevo
- Pan rallado

Tiempo de preparación:
1h 30 minutos

Paso a paso:
- Picamos el jamón a trocitos muy muy pequeños y reservamos. Comentaros que cuanto mejor sea el jamón, más buenas os quedaran, así que yo evitaría usar jamones muy sencillos o salados.
- Ahora preparamos la bechamel, más espesa de lo habitual. Ponemos un chorrito de aceite en una sartén y añadimos la cebolla bien picada para que no notemos los trozos al comer las croquetas. Rehogamos hasta que esté pochada, pero no dorada.
- Añadimos la harina y la cocinamos un poco. 
- Añadimos el jamón y rehogamos, pero sin llegar a cocinarlo o lo echaremos a perder.
- Vamos añadiendo chorritos de leche y removemos sin parar. Espolvoreamos un punto de nuez moscada y seguimos removiendo. Veremos que la harina absorbe la leche e iremos añadiendo más leche. Repetiremos este paso hasta que consigamos una masa que se despegue completamente de la sartén. Si os pasáis con la cantidad de leche y os queda líquida de más, añadid más harina para espesar un poco. Acordaos sobretodo que la masa tiene que despegarse perfectamente de la sartén, ese será el punto ideal para hacer las croquetas.
- Cuando tenemos la masa lista, la dejamos enfriar a temperatura ambiente unos 45 minutos aprox. Si es más, mejor, más compacta tendremos la masa y será más fácil de manejar.
- Preparamos la harina, el huevo batido y el pan rallado. Formamos las croquetas y las pasamos, primero, por la harina. Después, por el huevo. Y por último, por el pan rallado.
- Ponemos una sartén con abundante aceite de oliva para que cubra las croquetas. Cuando esté bien caliente, vamos poniendo las croquetas, las freímos vuelta y vuelta hasta que cojan un color doradito y las retiramos en un plato con papel de cocina absorbente.
¡¡Y ya las tenemos listas!! ¡¡Qué ricas!!


Podéis hacer más cantidad de croquetas y congelarlas. Y cuando os apetezcan, sólo tendréis que sacarlas del congelador y freírlas. Estaran tan ricas como el primer día.

¡Buen provecho, y que paséis un buen fin de semana!

9 comentarios:

  1. umm que ricas!!que pinta tienen me encantan!!besos y feliz fin de semana!!

    ResponderEliminar
  2. Qué ricas las croquetas! Me encantan, pero no doy con el punto...A seguir practicando:)
    Saludos!!

    ResponderEliminar
  3. Dios mío que pinta!!!!!!!!!! no hay cosa que me guste más que unas buenas croquetas caseras ñammmmmmmmmm

    ResponderEliminar
  4. Ricas!!!!!!!!!!!, las hace mi suegra, yo no suelo hacerlas, porque tal como se van friendo.....van desapareciendo jajaja.
    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Estas croquetas no tienen desperdicio, madre mia, que pasada, tiene que ser una delicia cada bocado
    Te felicito.
    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Se ven riquísimas, nunca comí croquetas de jamón así que es buen momento para probar y se que en casa van a gustar. Gracias por el consejo sobre el jamón a usar, ya que por acá no se si hay jamón Ibérico, pero sí los hay de muy buena calidad.

    Besos y yo también me quedo por tu blog

    ResponderEliminar
  7. Con lo tempranito que es y ya me las comia yo, jeje, gracias por hacerte seguidora, ¡eres mi segunda!

    ResponderEliminar
  8. Me encantan las croquetas de jamón ibérico, y a mis hijos ya ni te cuento. Yo cuando hago, luego las congelo, y así tengo para varios días la cena medio preparada. Un saludo.

    ResponderEliminar

¡Gracias por dejar tu granito de arena en el blog! :)